Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

comer vege

Ya conocíamos algunas de las numerosas ventajas saludables que supone llevar una alimentación en la que incluyamos diferentes frutas y verduras, … pero además de estos beneficios, las propiedades reparadoras de los vegetales abarcan más campos de actuación …

Un reciente estudio desarrollado por Investigadores de la Universidad de Nottingham ha podido comprobar que existe una evidente relación entre el consumo de vegetales y poseer un aspecto más atractivo y saludable …
El estudio, desarrollado por el Dr. Stephen, demostró que tras un consumo diario de 5 porciones de diversas frutas y verduras durante dos meses aumenta significativamente el aspecto saludable de nuestra piel y de una forma natural …
La dieta, que incluía zanahorias, tomates o mangos, entre otros …, aumentó considerablemente los niveles de carotenoides (pigmentos orgánicos del grupo de los isoprenoides que se encuentran de forma natural en plantas y otros organismos fotosintéticos) siendo estos los responsables de los tonos saludables y dorados en la piel, junto con sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias …

Acerca de los antioxidantes

Los antioxidantes son sustancias químicas que naturalmente reaccionan con las moléculas llamadas radicales libres. Los radicales libres tienen exceso de electrones a su alrededor que pueden bombardear las moléculas de las membranas celulares y conducir a daño celular. Los antioxidantes toman estos electrones adicionales para que tus células no tengan que hacerlo. Los radicales libres pueden provenir de contaminantes ambientales, pero también formarse como resultado de los procesos normales del cuerpo.

Tipos y fuentes

Aunque hay 600 tipos diferentes de carotenoides que se encuentran en la naturaleza, los más comúnmente estudiados son el betacaroteno, la luteína, la zeaxantina, la cantaxantina, el beta cryptoxanthan y el licopeno. Ellos son responsables de los pigmentos amarillos, naranjas y rojos en muchas frutas y verduras, pero también están presentes en grandes cantidades en vegetales de hojas verdes como la espinaca, la col rizada y la berza. Las zanahorias, la calabaza y los tomates también son ejemplos de alimentos que contienen carotenoides. Debido a que algunos carotenoides, como el betacaroteno, se pueden convertir en vitaminas A liposolubles, los carotenoides se absorben mejor cuando se consume grasa junto con una comida rica en carotenoides.

Efectos antioxidantes sobre la salud

Según un artículo de 2013 en «Advances in Nutrition», el conocimiento actual sugiere que los carotenoides como el betacaroteno son importantes para la salud de los ojos. A veces se recetan como suplementos para reducir el riesgo de desarrollo de una enfermedad de los ojos llamada degeneración macular. Además, los altos niveles dietéticos de carotenoides están vinculados con una disminución global de la mortalidad, posiblemente debido a la reducción del riesgo de cáncer. Los carotenoides logran estas hazañas al actuar como antioxidantes y mitigar el daño celular que conduce a la enfermedad degenerativa.

Otras propiedades

Una propiedad interesante, no antioxidante, de los carotenoides, como la luteína y la zeaxantina, es que absorben ciertas longitudes de onda de la luz. Esta acción protege los músculos del ojo del daño de la luz. Como resultado, la discapacidad por deslumbramiento se reduce y el contraste y la distancia de la visión se mejoran. También se ha demostrado que es eficaz contra la sensibilidad a la luz en las personas que tienen porfiria eritropoyética, una enfermedad de la sangre que hace que una persona tenga una erupción cuando se expone al sol.

 
Los carotenoides son los responsables de la gran mayoría de los colores amarillos, anaranjados o rojos presentes en los alimentos vegetales, aunque también los podemos encontrar en el brócoli, el pomelo, el aguacate, las fresas, los arándanos, las verduras verde oscuro, la linaza, las nueces y las habas … conviene recordar que los seres humanos, al igual que el resto de los animales, somos incapaces de sintetizar carotenoides y debemos obtenerlos a través de nuestra dieta, estando estos compuestos muy vinculados a los mecanismos de prevención de la oxidación e importantes por su función biológica como pro-vitamina A …
Vía : Treehugger

Related Articles

About author View all posts

comidaquesana

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies