Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

Existen alimentos que debes evitar y otros que debes consumir si buscas frenar la ansiedad

Tal vez nos resulte relajante abrir un paquete de snacks para calmar la ansiedad o recurrir a las galletas cuando estamos nerviosos. Sin embargo, éstos y otros alimentos pueden brindarnos una ligera sensación de bienestar para luego volver a subir el pico de ansiedad.

De acuerdo al Psiquiatra James Lake, existe una estrecha relación entre lo que comemos y nuestra ansiedad diaria. Los carbohidratos, la cafeína y las proteínas juegan un rol preponderante y una adecuada ingesta puede llevarnos a estar en modo zen o, de lo contrario, ser un “manojo” de nervios.

Para el especialista, la ansiedad se relaciona directamente con un descenso rápido del azúcar en sangre, que sucede luego de haber comido algún alimento o bebida con gran cantidad de azúcar. Esto es, si tomas un refresco azucarado te sentirás rápidamente despierto y vitalizado, pero a los pocos minutos tu cuerpo te pedirá más, porque el azúcar ha descendido más de lo normal. Es allí cuando aparece la ansiedad.

Los enemigos de la ansiedad

El consumo de alcohol y cafeína también puede producir este fenómeno conocido como hipoglucemia reactiva, cuyas causas no están relacionadas directamente con la diabetes, y sus síntomas incluyen debilitamiento, apetito, sudoración y ansiedad.

El consumo de cafeína también se asocia con un mayor riesgo de ansiedad, ya que aumenta los niveles de epinefrina, norepinefrina y cortisol en la sangre, dando como resultado sentimientos de «nerviosismo» y ansiedad generalizada y, en algunos casos, ataques de pánico.

De acuerdo a la Clínica Mayo, los cambios en la dieta pueden mejorar la ansiedad pero no necesariamente suplanten el tratamiento.

Síntomas de ansiedad

Todos manifestamos ansiedad y preocupaciones en la vida cotidiana. Pero cuando los problemas de la vida diaria nos afectan fuertemente y la ansiedad y el estrés no desaparecen por varias semanas, se podría estar frente a un caso de ansiedad que necesite tratamiento.

El cambio en la alimentación puede funcionar para aquellos episodios de ansiedad comunes, que tenemos diariamente o en momentos en que estamos expuestos a situaciones de estrés. Mientras tanto, existen algunas señales que pueden indicarnos que estamos sufriendo de ansiedad crónica.

Si experimentas algunos de estos síntomas, consulta con un psicólogo o profesional de la salud.

Nerviosismo
Sudoración
Insomnio
Ataques de pánico
Problemas digestivos
Obsesiones o trastornos obsesivo-compulsivo
Agitación
Preocupación constante por cosas de la vida diaria
Cambios en la dieta

Enfrentar la ansiedad puede ser un reto diario para muchas personas. Si eres de preocuparte demasiado y ponerte muy nervioso con situaciones que te son difíciles de sobrellevar, puedes probar realizando pequeños cambios en tu dieta para que tu metabolismo elabore los mecanismos para bajar la ansiedad.

Algunos consejos incluyen:

Comer proteína en el desayuno
Reducir al máximo la ingesta de carbohidratos y azúcares
Beber abundante líquido
Evitar el alcohol y la cafeína
Respetar las ingestas diarias y no saltearte ninguna comida
Alimentos que combaten la ansiedad

Alimentos ricos en triptófanos (queso, nueces, calabaza, maní)
Chocolate amargo
Almendras y nueces
Arándanos
Granos enteros (integrales)
Espinacas
Ostras y salmón
Aguacate
Mientras tanto, además de la alimentación, otros hábitos pueden ayudar, como salir a caminar, tomar un baño de espuma, dormir lo necesario, probar con técnicas de conversación, y lo que nunca falla: hablar con un amigo o amiga.

No estás solo. La ansiedad puede llevar por un camino muy duro de altibajos emocionales. Enfrenta esta sensación cuidando tu cuerpo y tu mente, y manteniendo tus pensamientos en positivo. No dejes que la ansiedad controle tu vida. ¡Tú puedes ganarle a la ansiedad!

Toma un momento para compartir …

Nota: Si alguno de las entradas publicadas, fotografías , tomados de Internet, tuviesen un uso limitado, rogamos a sus dueños que nos lo hagan saber y, si es su deseo, serán retirados inmediatamente. Respetamos su derecho y pedimos perdón anticipado. Compartir es nuestro objetivo. Eso sí, recomendamos indicar su autor u origen. Todo el lo que se publica en este blog tiene como único fin el de compartir conocimiento, ayudar a la gente, y sobretodo informar de asuntos que para mí son muy importantes. Si algún autor o representante legal considera que la exposición de algún material en particular afecta sus derechos de autor, rogamos nos lo comunique con el fin de proceder a su retirada.

Related Articles

About author View all posts

comidaquesana

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies