¿Cómo Usar el Azúcar para Sanar Heridas?

¿Cómo Usar el Azúcar para Sanar Heridas?

La curación mediante el uso del azúcar es una tradición antigua que ha sido utilizada tanto por los nativos americanos como por las diferentes tribus de África. En 2009, se llevaron a cabo una serie de pruebas en hospitales británicos para determinar si existe alguna verdad detrás de la idea de usar este producto para tratar heridas y aliviar el dolor. Después de una serie de pruebas que el tratamiento había sido un éxito.

La mejor manera de curar cualquier herida abierta, como quemaduras, laceraciones, raspaduras, úlceras por decúbito y úlceras diabéticas, es utilizar azúcar en las heridas para la curación, cuando se empaqueta en una herida, crea un medio altamente concentrado donde las bacterias no pueden sobrevivir, también reduce la hinchazón, estimula la eliminación del tejido muerto y promueve la formación de tejido conectivo y nuevos vasos sanguíneos. El resultado neto del uso de azúcar en las heridas es la curación rápida con cicatrices mínimas.

5 pasos para la curación de heridas con azúcar

Imagen relacionada

Paso 1
Limpie bien la herida con jabón y agua tibia, luego seque hasta que esté seguro de que no queda humedad. Si se observan restos u objetos extraños dentro de la herida, extraiga todo y vuelva a limpiar.

Paso 2
Vierta azúcar directamente sobre la herida, asegurándose de que llegue a la herida y no se pegue solo a la superficie, si la herida es grande, cúbrala con miel primero y luego espolvoree azúcar encima, la miel ayudará a que este permanezca en su lugar y proporcione todos sus beneficios de curación.

Paso 3
Cubra con un vendaje inmediatamente y asegure el vendaje con cinta adhesiva. El vendaje evitará que las bacterias y la suciedad entren en la herida.

Paso 4
Cambie el vendaje y repita la aplicación de limpieza y azúcar una vez al día, arranque el vendaje en lugar de jalarlo suavemente. El movimiento duro eliminará el tejido muerto y despejará la herida.

Paso 5
Sé constante, la curación con este producto es un proceso lento, y puede llevar varios meses para que cicatricen las heridas graves. Sin embargo, debería comenzar a ver resultados positivos de inmediato, ya que reducirá el dolor y la palpitación en la herida y los tejidos circundantes.

¿Vulnera este post tus derechos? Envía una notificación de una presunta infracción de derechos. También puedes hacerlo a través de nuestro formulario de contacto.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.