Un padre comparte su historia del cáncer que combatió y desapareció cambiando lo que comía a diario

Un padre comparte su historia del cáncer que combatió y desapareció cambiando lo que comía a diario

  • Categoría de la entrada:cancer

Imagínate por un momento ser padre de dos niños y saber que solo te quedan unas semanas de vida para poder disfrutar de ellos. A esta terrible situación se tuvo que enfrentar Robert Mooberry.

En julio de 2012, Rob Mooberry, quien en ese momento tenía 37 años, fue hospitalizado a causa de una perforación en el colon. Las pruebas revelaron que Rob tenía cáncer colorrectal en estado 4, que se había extendido a sus intestinos, ganglios linfáticos e hígado. El impacto al recibir la desgarradora noticia fue brutal.

“Entré al hospital, el médico me cogió a solas y me dijo básicamente que había un 8% de posibilidades de que viviera. No podía creerlo. Siempre fui una persona sana, no me lo esperaba.”

“Amanda (su mujer) estaba tan molesta, mi familia estaba tan molesta.. Los doctores realmente no me decían nada, pero sabía que era serio, pensé que iba a morir. Amanda se quedó conmigo, podría haberme dejado, pero se quedó. En esos momentos es cuando sabes que el amor que hay entre vosotros es verdadero.”

Un padre comparte su historia del cáncer que combatió y desapareció cambiando lo que comía a diario

Rob Mooberry comenzó a experimentar síntomas de problemas intestinales, como hinchazón o cambio en el aspecto de las heces desde hacía un año. Cuando el dolor abdominal ya fue muy agudo, decidió acudir al médico y se enteró de que su colon ya estaba perforado.

Confió en los médicos y decidió someterse a las cirugías necesarias y a la primera sesión de quimioterapia y radioterapia. Como resultado, el cáncer de Rob se redujo al estado 3. Sin embargo, eso no era suficiente y buscó un tratamiento alternativo.

En lugar de seguir adelante con la radioterapia y la quimioterapia Rob decidió cambiar algo esencial en su vida: la alimentación.

Desde el momento en el que le diagnosticaron la enfermedad, Rob comenzó a llevar una dieta basada en verduras. Para él no fue difícil, ya que su mujer ya era vegetariana.

Los oncólogos le recomendaron continuar con los tratamientos lo antes posible, pero Rob no estaba dispuesto a ello.

“Fue horrible. Tuve que dejar por un tiempo el trabajo, no tenía energía, me sentía mal. La quimioterapia te añade tantas sustancias químicas en tu cuerpo que te hacen no ser tu mismo, no podía más. Fue entonces cuando supe que necesitaba hacer algo para vencer este cáncer. Estaba realmente dispuesto a intentar cualquier cosa para salvar mi vida. Ahí fue cuando comencé a comer súperalimentos crudos y veganos.”

Rob también eliminó todos los azúcares de su dieta y los productos ultraprocesados.

Alrededor de 6 meses después, a principios de 2013, descubrieron que su cáncer había disminuido en un 80%. En 2014 ya no había ningún rastro de la enfermedad.

Actualmente lleva 5 años disfrutando de su vida, libre del cáncer, con su esposa Amanda y sus dos gemelas de 20 meses. Incluso dirige una pequeña organización benéfica contra el cáncer sin fines de lucro, la Fundación Mu Casa Moo.

Rob Mooberry no se considera un defensor de la dieta vegana: “no digo que todo el mundo deba ser vegano, pero, si me preguntan qué funcionó en mi caso, debo decir que fue esta dieta.”

El caso de Rob es realmente increíble, es evidente que la dieta tiene un papel fundamental en nuestra salud. Por ello, desde rolloid siempre defendemos la importancia de evitar los productos ultraprocesados y optar por alimentos naturales y enteros.

¿Qué te ha parecido la historia de Rob? ¡Cuéntanoslo en los comentarios!
¡Comparte esta historia de superación con todos tus amigos!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.